Compartir habitación: literas abatibles

Desde que nació Nacho tenía claro que quería que los peques compartieran habitación por lo menos unos años; el problema por un lado el espacio, ya que al poner dos camas en la habitación no quedaba mucho espacio para jugar, y por otro, el poder encontrar algo que permitiera que el mayor pudiera tener su lugar de estudio y que los juguetes de cada uno pudieran estar más o menos separados ya que al llevarse 6 años de diferencia hay muchos juguetes (por ejemplo los “LEGOS”) que el peque aún no “puede” usar, y todo ello en una habitación que se podría decir de tamaño normal para los pisos actuales.

La solución a todos los problemas lo encontré en las literas abatibles porque permiten esconder las camas durante el día quedando mucho espacio para jugar, aunque reconozco que en principio tenía mis reticencias porque cuando era niña compartía habitación con mi hermana y teníamos las famosas camas-nido, que resultaron ser un tostón para sacar cada noche, y no quería imaginarme subir y bajar camas cada día, pero la verdad es que este tema actualmente está bastante logrado con los sistemas hidráulicos que llevan este tipo de camas y que facilitan bastante la subida y bajada de las camas.

Estuvimos mirando en bastantes tiendas y al final nos decidimos a encargarlo en una tienda de muebles que tenemos en el barrio (en la mayoría de las que trabajan mobiliario juvenil las encuentras) y mi opinión es que es una de las mejores cosas que hemos comprado para la casa.

Como veis en las fotos, nos decantamos por las literas abatibles verticales porque eran las que mejor cuadraban con la forma de la habitación y porque son con las mejor se aprovecha el espacio de almacenamiento ya que las camas sólo ocuparían el ancho de la cama, es decir, normalmente 90 cm. y no el largo de la misma como ocurre en las de plegado horizontal.

Literas abatibles abiertas

Al ser todavía pequeños encargamos vallas anticaídas para las dos camas que al plegarlas se sujetan a la cama con unas cintas que vienen en el somier, como podéis ver en la foto de abajo.

Litera abatible para plegar

Y para las almohadas, el mueble incluye un compartimento superior sobre la cama, por lo que solucionamos el antiguo engorro de guardarlas en un armario.

Compartimento para almohadas

Además de las literas nosotros encargamos ya los módulos de almacenamientos contiguos, que fueron todo un acierto porque al tener la profundidad del mueble de las literas, cabe de todo, de hecho si os fijáis tengo varias cajas de plástico de IKEA de la serie TROFAST y sobra espacio tanto de ancho como de profundo.

Habitación litera cerrada IIHabitacion con las literas cerradas

Y una vez todo recogido, les queda un espacio fabuloso para poder jugar/estudiar durante el día. Espero que este post os sirva de inspiración y cualquier cosa, ya sabéis, dadme un silbidito!

 

2 pensamientos en “Compartir habitación: literas abatibles”

  1. Gracias por compartir tu experiencia, me acabas de dar una gran idea que antes no contemplaba 😊😉.
    Supongo que no deben ser muy económicas, aún así haremos números porque creo que puede valer la pena.

    1. Me alegro muchísimo haberte ayudado! la verdad es que nosotros seguimos muy contentos con la elección! un abrazo y ya me contarás cómo te ha quedadoal final!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *