Archivo de la etiqueta: pollo

Pechuga de pollo en salsa de champiñón

Esta es una receta rápida, de esas del día a día, pero con una salsita un poco especial para salir de las clásicas pechugas de pollo a la plancha, y además perfecta para hacer de un día para otro, que ya sabéis que las salsas mejoran con el reposo. Yo lo suelo acompañar de arroz blanco, pero con unas patatas “panaderas” o incluso un cous-cous, puede quedar genial.

La encontré en un especial de “cocina fácil” de una revista de decoración que me dio mi madre cuando me inicié en el mundo de los fogones, supongo que porque me vería muy perdida (jejeje), y la verdad es que es tan sencilla que es complicado que salga mal; así que espero que alguna amiga, de la que no voy a decir su nombre (¿verdad, Evita?), se anime a encender la vitro de vez en cuando… Y el resto, contadme si os animáis a probarla.

INGREDIENTES

  • Una cebolla grande.
  • Dos dientes de ajo.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • 500 gr. de pechuga de pollo (podéis pedirle al carnicero que os la corte a taquitos, o cortar los filetes en trozos medianos).
  • 200 gr. de champiñón laminado.
  • 200 gr. de nata líquida o leche evaporada, dependiendo de lo light que queráis hacerla.
  • Una pizca (como la punta de una cuchara) de pimentón dulce (o picante).

1- Troceamos la cebolla muy finita y echamos en una olla con el aceite para hacer el sofrito, cuando esté algo blanda añadimos los dientes de ajo laminados para que no se nos quemen, y sofreímos hasta que la cebolla esté tierna.IMG_6584

2- Añadimos, el pollo salpimentado previamente, y sofreímos hasta que se selle, moviendo de vez en cuando para que coja el sabor del sofrito.
IMG_6585

3- Ahora añadimos la pizca de pimentón y lo removemos, para que no quede con el sabor en crudo, y añadimos el champiñón, salamos un poco y tapamos la olla dejándola a fuego medio-bajo para que se haga soltando su jugo (unos 10-12 minutos).

IMG_6586

4- Añadimos la nata para cocinar (o la leche evaporada) y dejamos que haga “chup-chup” unos 10 minutos más para que la salsa coja cuerpo.

 

Alitas de pollo al horno

        image

Ultimamente hemos estado liados en casa, a mi chico mayor le han realizado una operación (leve) de la boca (ha salido estupendamente, por cierto…) y como va a estar unos días molesto  y a base de purés y cositas blandas, la cena anterior a la operación le hice una de sus comidas favoritas: alitas de pollo.

Siempre las había hecho fritas en sartén o freidora,  pero me daba mucha pereza porque en la sartén me dejaban la cocina hasta arriba de grasa, y en la freidora me parecía que tenían mucha grasa, hasta que probé a hacerlas en el horno, muy cómodas y dan la sensación de ser más light (aunque esto último  no sé si será un espejismo…). Me costó que quedaran crujientes pero el truco es meterlas en el horno con el grill y a mucha temperatura.

INGREDIENTES

  • 2kg. Alitas de pollo.
  • Harina de trigo.
  • Zumo 1/2 limón.
  • Sal y pimienta.
  • Aceite de oliva.
  • Hierbas provenzales (u otras al gusto…)

PREPARACIÓN

1- Partimos las alitas por la mitad y limpiamos de plumitas y piel sobrante, las echamos en una fuente, sazonamos con sal y pimienta y hierbas provenzales al gusto y rociamos con el zumo de limón. Dejamos reposar  unos 10/15 minutos.

image

2- Vamos precalentando el horno a 220 con el grill. Pincelamos las alitas con aceite de oliva y vamos pasándolas por harina, y se colocan en una fuente o bandeja.

  image

A mi me gustan echarle un chorlito de aceite por encima, para que queden más tostaditas.

3- Metemos en el horno en la altura más alta durante 15/20 min y las giramos para que se doren por el otro lado otros 15/20 min y listas!!. Como veis en la foto, esta vez probé a poner en la bandeja papel de horno, pero aunque ahorra mucho de limpiar, no os lo recomiendo porque al retener mas los jugos de las alitas, la piel quedó más “ñoña”.